La Justicia cree que Fernando Sabag y Brenda Uliarte no actuaron solos

La Justicia cree que Fernando Sabag y Brenda Uliarte no actuaron solos

Fuentes que trabajan en la causa manifestaron que la organización y premeditación en los días previos indican que “no se corta en ellos dos”, sino que hubo inteligencia previa a cargo de más personas.

   

Fernando Sabag Montiel y Brenda Uliarte, la pareja de novios detenida por el ataque a Cristina Kirchner, planificaron el atentado para matar a la Vicepresidenta. Así surge de la información con la que cuentan la jueza María Eugenia Capuchetti y el fiscal Carlos Rívolo, según surge del análisis de las cámaras de la zona y los datos de los teléfonos. Las fuentes consultadas por Infobae sostienen que al menos la joven estuvo en los días previos por la zona de Juncal y Uruguay, donde los militantes se concentraban para apoyar a CFK.

Pero la investigación que intenta esclarecer el ataque a la ex presidenta reveló algo más: “Esto no se corta en ellos dos. Acá hubo organización y premeditación en los días previos en torno a la casa de Cristina Kirchner”, afirmó una fuente que trabaja en la causa. “Hubo inteligencia previa”, se añadió.

El secreto de sumario fue levantado esta tarde, según resolvió la jueza. Fue justo cuando se filtraron las fotos que se veían en la tarjetas SIM y memoria del celular de Sabag Montiel. En las fotos se ve a la pareja posando con el arma Bersa calibre 32 que se usó para gatillar contra la vicepresidenta.

A esa información sí pudo acceder la Policía Federal cuando intentó extraer la información del teléfono y el aparato terminó reseteado de fábrica. Y también la Policía Seguridad Aeroportuaria que está intentado recuperar esa información. Tanto los funcionarios del juzgado de Capuchetti como los técnicos de PFA fueron fuertemente cuestionados después de esta fallida pericia y por cómo llegó el celular a la sede de la PSA el viernes por la noche. El teléfono llegó en un sobre abierto que fue entregado por una cabo de la Policía Federal, luego de que el secretario del juzgado se bajara del auto que había salido con el dispositivo de Comodoro Py.

Las fotos que aparecen en el teléfono pero también lo que aparece en las cámaras de seguridad será parte de la prueba que se le muestre a los acusados esta tarde cuando sean indagados por la jueza y el fiscal. Sabag Montiel ya se había negado a declarar el viernes, pero fue convocado para ampliarle la acusación el marco de las nuevas pruebas en su contra. La joven había sido arrestada el domingo a la noche en la estación ferroviaria de Palermo y aún no fue interrogada.

En declaraciones públicas tras la detención de su pareja, Uliarte dio entrevistas diciendo que no tenía nada que ver con el ataque. Y que no lo veía a su pareja desde hacía dos días. Las imágenes demuestran lo contrario. Y las otras pruebas también.

Cinco amigos de la pareja declararon durante todo el lunes ante el juzgado y dejaron sus teléfonos celulares que están siendo peritados por la PSA. Un dato curioso que revelaron a Infobae las fuentes consultadas: Brenda y sus amigos se arreglaron para ir a la televisión ese viernes por la noche, cuando todas las miradas estaban puestas en Sabag Montiel. Según trascendió, primero fueron a Crónica TV y no los atendieron. Sin embargo, desde el canal desmintieron a este medio que eso haya ocurrido. De ahí buscaron aparecer en Telefé, donde finalmente dieron la entrevista. Eso surge de lo que ellos mismos contaron en sus testimoniales.

De lo que surge del análisis hecho por los investigadores aparece que todos tenían una intensa actividad como “odiadores”. Por ahora, en la causa en sí, solo están imputados Sabag Montiel y su novia, que quedan ahora más comprometidos con la planificación del ataque. Se cree que no habrían estado solos.

Con información de Infobae

Compartir